Su voz era áspera y sedosa,

con tonalidades de apremio

que sonrojaban el alma.

Era una voz insistente,

como de incienso,

reposada en el abismo de los arcanos.

 

Su voz era el fuego

donde ardían los desalientos.

Era el precepto de lo justo

el edicto de lo bello.

El tañir de las campanas

del ánimo.

La ideología del verbo,

la placidez del discurso.

 

Su voz era el viento

de mis batallas.

La elegía del amor.

La aventura de lo irreal.

el reclamo de lo benévolo.

 

Era una voz clandestina y conversada;

de ella brotaban las sabias profecías de los naufragios,

los versos de los desiertos,

los salmos y las plegarias

de las catedrales y de las mezquitas,

los cantos y los silencios

de los presos y de sus carceleros.

Era la voz de las calles y de las esquinas,

de los bohemios y de los burgueses.

Su voz era el elogio de la vida y,

la vaguedad de la muerte.

 

Pentagramas para Dios

fotografía: niguez.com

 

10 Respuestas a “El oráculo”
  1. kancan dice:

    Hola. Por fin.., todos los que no sólo hacemos visitas en persona, si no que también las hacemos en este hiperespacio, es por nuestros numerosísimos cursos de la NASA recomendados por nuestra Juana. (no disimules Pepa, que he tenido que …..pa´ que llegue esto.)
    Para poder seguirle la pista a Juana(mi hermana) necesitamos un helicóptero como mínimo o al menos eso he oído, debimos confundirnos de tiempo, esta chica es de otro tiempo.
    Si te leo, como mínimo con la enciclopedia cerca, si te busco en Internet un master para escribirte; Juana, por favor, mas despacio que no podemos con tu ritmo… ¡qué tenemos una edad!

    Un beso y sigue así, nos gusta mucho tu página.

    Hermanoanonimo@.com

    Hola Tajana eres la mas guapa te queremos tus sobrinitos & Casil.

    Carlotita y Amaro

  2. juanahernandezconesa dice:

    Mi querido hermanito pequeño:

    ¿De qué vas hoy?… Ahora va a ser que yo sé más de estos “aparatitos” que tú. ¡¡¡Vamos!!! ¡¡¡Si hasta hablas con ellos en tus ratos libres!!!

    Ya sabes que soy tu hermanita “Carpe diem” . ¿Qué te sorprende? Me conoces bien… ¿ no?. En fin, no desvelaremos secretos de familia.

    Gracias, Casilda por ser tan generosa y prestar tus obras para la cubierta de los poemarios… y sobre todo por quererme.

    Y para mis sobrinitos, Carlota y Amaro, decir al mundo mundial que su comentario es el más tierno que pueda recibir jamás. Os quiero mucho.

    Besos de chocolate: Tajana

  3. quino55 dice:

    Magnífico poema que ensalza la voz, la tolerancia y también la palabra.
    ¡Quien pudiera cantar alabanzas al igual que tu las cantas!

    O como dice una antigua canción:

    “Una voz bella,
    quien la tuviera,
    para cantarte toda la vida…”

    Esperamos todos, que sigas escribiendo poemas tan bellos como éste y que puedan ser entonados por generaciones venideras.
    Saludos

  4. juanahernandezconesa dice:

    ¡Hola!

    Muchas gracias. Espero poder seguir escribiendo para que una voz bella, como la tuya, declame los poemas entre los inciertos de la vida.

    Las voces me gustan especialmente; más que las miradas. Sé que cuando dos voces se enlazan el destino se inquieta.

    Y las generaciones venideras pues ya no sé qué harán. Ojalá que sigan cantando.
    Besos: Juana

  5. pepa9 dice:

    ¡Hola a todos!

    He releído este poema con insistencia y ha conseguido estremecerme una y otra vez. Es muy bello.

    En la voz se concentran todos los sentimientos. Es una manera diferente de mirar al mundo. Una manera diferente de seducirnos con la escucha. existe música en este canto. La música de la individualidad de nuestras voces.

    Todos podemos al leerlo pensar que se refiere a nosotros. Alguien, que con sensibilidad se detenga en él, habrá tocado el cielo con las manos durante unos segundos.

    No menos elocuente es la fotografía de niguez.com; si además, atendemos al título: “Pentagramas para Dios”.

    Desde las mezquitas: con la voz del muecin a las catedrales. Todo es música en un pentagrama que nos llama a ser más justos, más tolerantaes. Menos nosotros y más los otros.

    Habla de amor; y sin duda hay versos que enamoran.

    Espero esta noche la nueva entrega a las 20.07

    Besos, Pepa

  6. juanahernandezconesa dice:

    ¡ Hola Pepa!

    No sé que puedo añadir a tu meditado comentario. Gracias. Muchas gracias(como ves poco original) Pero lo que nos cuentas de “El Oráculo” es muy bonito.

    Lo cierto, es que cuando escribes no sabes cómo llegarán tus palabras a las personas que las lean. No sabes qué sentimientos les producirán. No sabes casi nada. Lo escribes, y desde luego, lo escribes para compartirlo con el mundo; si bien, es cierto, que yo he tardado en compartirlo.

    En efecto, las voces me atrapan más que cualquier otra manifestación afectiva. Y estoy firmemente convencida que también se puede “matar” o procurar contento con la voz. Cómo lo decimos. Qué decimos o qué callamos…
    Los llantos más amargos y las alegrías menos tangibles y más intensas provienen de las palabras(o la ausencia de ellas) enredadas en la voz.

    Gracias por visitarnos y participar.

    Besos: Juana

  7. albert666 dice:

    Hola a todos, especialmente a la autora, con la que un día quiso el destino que tuviéramos un vínculo profesora-alumno. De ella aprendí tanto!, tantas formas de mirar!. Recuerdo cuando me enseñó iconografía, conocimiento que ahora podría aplicar a esa tan bonita fotografía de Niguez.
    Todos los poemas, a los que nos gusta la poesía, son bonitos, lindos, pero éste, concretamente el oráculo me ha hecho irme por un momento de la realidad, porque no sólo me ha sonrojado el alma, sino que además ha despertado emociones, quizá por ser, a veces demasiado justo. El oráculo es ánimo, recuerdo, vida, amor…palabras muy profundas que ahora, en el silencio, brotan de mi interior para darme la voz de la vida.

    Gracias Juana, Dra. Hernández Conesa, así fue como te conocí cuando yo era un estudiante que me quería “comer el mundo”.
    Gracias por estos versos tan dulces que, a los que somos capaces de ver su intención, nos trasporta más allá de la propia vida.

    Espero verte de nuevo algún día. Buenas noches.

    Besos: Alfonso Alberto

  8. juanahernandezconesa dice:

    ¡Hola Alfonso! Gracias por tener un amable recuerdo para tu profesora de Historia. Me has infundido mucho ánimo. Seguiremos intentando “enseñar a mirar” curso a curso.

    Ha sido toda una sorpresa encontrarte en esta tertulia tan mundial y a la vez tan de unos cuantos amigos- paradojas de Internet- Naturalmente coincidiremos algún día.
    En la página cada vez que quieras y en mi despacho cuando nos pongamos un día y una hora.

    Me ha estremecido que te gusten mis poemas. A mí también me gusta El oráculo. Lo he dicho en respuesta a otros comentarios. Las voces son para mí muy especiales tienen una carga emotiva muy singular; con ellas hacemos y deshacemos imperios de dolor y de alegría.

    Espero leerte de nuevo en esta tertulia y verte cuando tú quieras. Gracias.

    Besos: Juana

  9. terevidal dice:

    !No hay nada de “sibilino” en este poema!. Transmite paz, amor, sosiego, armonía…en resumen, sabiduría a través de tanta sensibilidad …. que me deja sin palabras, sin opinión, a pesar de leerlo y regocijarme voviéndolo a leer como nuestra querida contertulia Pepa. Una gozada. Enhorabuena. Te has superado. Besos mil. Tere

  10. juanahernandezconesa dice:

    El oráculo es un canto a las voces; a todas las voces y a una en especial: a la que cada lector imagine. Persigue, o lo pretende, decir lo que callamos por miedo o por costumbre . El silencio es el Imperio de la nada frente a las voces que arriesgan en cada batalla.
    Gracias Tere. Besos: Juana.

Deja una Respuesta

Debes estar identificado para dejar un comentario. Identifícate »